Catamarca resignaría 200 millones de pesos al mes para cumplir con el FMI

NACIÓN ASUMIRÍA EL 66 POR CIENTO DE LOS RECORTES

El monto se deduce de los anuncios realizados en la primera ronda de diálogo con las provincias.
Catamarca perdería 2.418 millones de pesos de su Presupuesto 2019, lo que significa poco más de 200 millones de pesos al mes, para cumplir con los ajustes impuestos por el Fondo Monetario Internacional (FMI).

El cálculo se desprende de lo resuelto en la primera ronda de conversaciones entre Nación y los ministros de Economía provinciales, donde la novedad fue que Casa Rosada asumirá parte del recorte: en concreto, el 66 por ciento.

El matutino Clarín señaló que “presionado por la preocupación que habían manifestado los gobernadores ante la exigencia fiscal planteada para el Presupuesto 2019, el Gobierno mejoró la propuesta inicial que había preparado y asumirá la mayor parte del ahorro que deberá hacer el país para cumplir con la meta del 1,3% comprometida con el Fondo Monetario Internacional. Así, aunque la Provincia de Buenos Aires sería una de las más aliviadas, ya que de sellarse este “pacto” tendría que resignar apenas un poco más de la mitad de lo previsto, todos los distritos se verían beneficiados”.

Ese 66–33 responde a la actual distribución de la recaudación: Nación se queda con los dos tercios de los fondos, entre los coparticipables y aquellos recursos que surgen de la Seguridad Social.

De ahí surgió el borrador que le mostraron los ministros Rogelio Frigerio (Interior) y Nicolás Dujovne (Hacienda) a los ministros de las provincias gobernadas por Cambiemos, que pasaron por Casa Rosada para empezar a pulir números.

Catamarca

La propuesta del Gobierno, más allá de la nueva cifra, es que cada distrito aporte según el porcentaje de coparticipación que percibe.

Catamarca puede proyectar sus números en base a la información difundida ayer, aunque se trata siempre de especulaciones, ya que no se considerará cerrado el acuerdo hasta que el ministro Sebastián Véliz defina la situación con las autoridades nacionales en Buenos Aires.

De todas formas los ejes de la negociación están sobre la mesa, y si bien el impacto no será bueno, la demanda de recortes podría haber sido incluso mayor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *